Apostoles, Wednesday 30 de October de 2019

A dos días de la séptima fecha, que se disputará en el Autódromo de Oberá, Alenka presentó una nota donde deja constancia de la renuncia al cargo de presidente de la FeMAD.

El Comité Ejecutivo de la Federación Misionera de Automovilismo Deportivo (FeMAD), que integran los cuatro clubes, resolvió esta noche aceptar la renuncia del presidente Héctor Alenka, quien resolvió dar un paso al costado para oxigenar la crisis por la que atraviesa el automovilismo misionero.

A dos días de la séptima fecha, que se disputará en el Autódromo de Oberá, Alenka presentó una nota donde deja constancia de la renuncia al cargo de presidente de la FeMAD.

En la reunión del jueves pasado Alenka no se presentó aduciendo problemas de salud. Fueron los representantes de los clubes de Oberá, Apóstoles y Eldorado los que le sugirieron que se tomé “una licencia por salud”, hasta el final del mandato, que es el año que viene. Pero fue el propio Héctor Alenka el que afirmó que no se iba a tomar licencia y que si no contaba con el apoyo de los clubes se iba.

La medida se hizo efectiva anoche con la presentación del escrito y la aceptación de la renuncia, que terminó con un ciclo que arrancó para unir el automovilismo y quedó inmerso en una crisis sin precedentes, sobre todo en el Misionero de Pista.

Alenka llegó al cargo de presidente el 24 de abril del 2014 y fue electo en forma unánime por el voto de los cuatro clubes, reemplazando al renunciante Eliseo “Dumbo” Sinsolo. Ni bien a asumió prometió “tener más diálogos con los pilotos” e incorporar “a las asociaciones con voz y voto para que sean representados dentro de la Federación”. Ninguna de las dos cosas pasaron en sus primeros años de gestión.

El 31 de agosto del 2017 fue reelecto como presidente, pero los clubes ya le impusieron mayor control sobre la gestión.

En el 2018 y gracias a las gestiones del gobierno se dio la vuelta del rally bajo la fiscalización de la FeMAD. Alenka se arrogó como propio la gestión pero poco le sirvió. El Misionero de Pista empezaba a vivir la crisis con el faltante de algunas categorías en algunas fechas. En ese año se cortaron las charlas con el gobierno provincial y el vicegobernador Oscar Herrera Ahuad, un fanático del automovilismo, ya no le atendía el teléfono al presidente de la Femad.

El Karting Misionero, por el trabajo de los pilotos, y el Rally, sostenido por el trabajo de la Ampynar, mantuvieron sus parques de autos.

Empezó el 2019 y la crisis en el Misionero de Pista fue evidente y no se pudo ocultar más, llegando a presentar solo 18 autos en Eldorado.

Además, la falta de diálogo con los pilotos y la falta de iniciativa para reflotar el parque hizo que los clubes tomen la iniciativa y se empiecen a mover de forma independiente. Lo ocurrido en la sexta fecha del Misionero de Pista y la falta de definición de la sanción a Facundo Bustos, fue el click para que los clubes digan basta y pidan el cambio.

Oscar Mieres, primer vocal de la lista que llegó en el 2017, asumió como nuevo presidente hasta la asamblea del 2020.

Mieres tiene un excelente diálogo con las autoridades provinciales y con la CDA del ACA, llegando a ser comisario Deportivo en la fecha del Turismo Pista en Oberá.

Además tienen muy buen diálogo con la AMPyNaR y está en todas las competencias fiscalizadas por la FeMAD, algo que Alenka dejó de hacer hace un tiempo sobre todo con el rally.